Del icono a la realidad aumentada

Print Reality

Sobrecargar el logo con sentimientos que quieres asociar a tu marca. Esta es la máxima de cualquier departamento de marketing, que tu imagen, por si misma represente lo que tu empresa puede hacer y aportar a tus clientes. Se gasta un gran porcentaje en crear, mantener y difundir nuestro icono y otro tanto, en reforzar, apuntalar y expandir las ideas fuerza que queremos tener asociadas de forma inequívoca a lo que decimos que somos.

Pero un icono no deja de ser un dibujo, ya sea en una revista, en la web, etc. Alrededor suyo hemos de crear caminos para poder interactuar, comunicarnos, hacer llegar la información que queremos destacar a nuestros clientes y público objetivo. Aparecemos en los medios señalando una página web, un evento o cualquier otro espacio que podamos gestionar, controlar e insertar mensajes en función de quién nos está leyendo.

Esta forma de actuar ha sido el procedimiento clásico desde que apareció internet, promocionar tu marca con una dirección para obtener más información. Ahora, y con todo el mundo de las redes sociales, tenemos que añadir nuestro espacio en cada una de las redes sociales habidas y por haber, invirtiendo más para mantener la misma imagen en más espacios diferentes.

Pero en la eterna disyuntiva entre Heráclito y Parménides, ha surgido una tecnología que quizás lo cambie todo o quizás ya antes se contenía en si mismo, pero dejando de lado la filosofía, nos permite saltarnos un paso y estar mucho más cerca de nuestro cliente: la realidad aumentada.

No se si todos estamos familiarizados con el concepto, pero traducido al roman paladino es usar la tecnología que poseemos para añadir capas de información a la realidad que nos rodea. Miras con la cámara de tu teléfono una foto y esta cobra vida explicándote las maravillas de su producto, o te permite consultar datos adicionales sobre en que están trabajando, o hablar directamente con un comercial, soporte o cualquier otra persona. El límite ya no está ni en Heráclito ni en Parménides, sino en cuán lejos quieres llegar.

Este modelo tiene la ventaja que ya no necesitas añadir los espacios web o físicos donde te pueden encontrar, la imagen es la llave que te abre la puerta. Nada de recordar ni calles, ni webs, ni facebooks, el logo y la tecnología te permiten, ya no como cliente, sino como proveedor, tener realmente una conversación tu a tú y perfilar de forma efectiva tu mensaje, elevar la percepción de calidad y por ende, la satisfacción -por no hablar de un incremento de ventas, que en el fondo es lo que el financiero mira-

En este nuevo sector -y no tan nuevo para muchos- hay una empresa a la que le tengo un especial cariño y es Print Reality, primero porque sale de una iniciativa de CEL Working, y además, porque tienen los pies en el suelo. No es un grupo te tecnófilos que exploran las posibilidades de una nueva forma de comunicación, sino es un grupo de personas de diferentes ámbitos que comprenden la realidad de una empresa, de sus necesidades y prioridades, y como usar la tecnología en beneficio de cliente y de empresa.

Con ellos puedes usar tu imagen corporativa como llave para entrar en este mundo de la realidad aumentada. Cualquier imagen asociada a tu empresa, usando esta plataforma, es algo más que una ventana para que nos puedan ver, es una puerta por la que podemos entrar en su casa y presentarnos. Imaginaros todas esas tarjetas de visitas que repartís por ahí, ahora, todas ellas son leads en potencia. Una aparición en un magazine, lo mismo. En todas y cada una de estas ocasiones puedes utilizar la realidad aumentada para crear experiencias únicas y captar y fidelizar clientes en formas que hasta hace poco, eran inimaginables.

Y si no me creéis de la potencia de este nueva forma de integrar marketing, comunicación y tecnología, hacer lo que hacen las personas inteligentes, preguntarles. Estoy seguro que veréis más posibilidades de las que yo os haya podido explicar aquí.

José Salgado
Co-fundador de Exélisis


Add Comment