El uso del móvil en las aulas, una práctica cada vez más extendida

El teléfono móvil es, desde hace años, prácticamente un añadido a los brazos y manos de las personas. Con el paso del tiempo se ha extendido la tenencia de este dispositivo a los más pequeños y, según datos del Idescat, casi el 72% de los niños de entre 10 y 15 años ya tiene uno.

La tecnología que aportan los móviles puede ser una gran oportunidad de aprendizaje para los alumnos. Mientras sigue el debate sobre si es bueno que los jóvenes lleven el móvil al colegio, en CEL Working hace años que apostamos por adaptarnos a la realidad actual y sacarle el máximo provecho y convertirlo en un recurso educativo.

Ventaja competitiva para el futuro

Varios estudios han confirmado que el uso de los teléfonos móviles en las escuelas mejora el rendimiento de los alumnos y les permite adquirir competencias en materia digital. Además exploran en nuevas áreas de conocimiento asociadas a la tecnología, la informática o la programación, un know how muy solicitado actualmente por las empresas. Por ello, es una forma amena de introducirles en las profesiones STEM. Sabedoras de que el futuro es tecnológico, el 35% de las escuelas ya utilizan los móviles como recurso educativo.

El apoyo de las instituciones, fundamental para lograr el éxito total

Muchos países ya se han posicionado a favor o en contra de la introducción de los móviles en las aulas. Sin ir más lejos, la Comunidad de Madrid vetará la presencia de smartphones en los colegios el próximo curso. Sin embargo, la posición de la Generalitat de Catalunya ha sido completamente opuesta. Desde el Govern han impulsado el Plan de Educación Digital, un programa que se aplicará desde ahora hasta 2025. Su objetivo es que Catalunya sea pionera en el uso de la tecnología para lograr el éxito escolar y social del alumnado. Además, incorpora mecanismos, formación y acompañamiento para los profesores y dirección de las escuelas. Además, ha puesto en marcha el programa mòbils.edu para integrar el valor educativo de los móviles en las aulas. De momento ya son 100 las escuelas que se han acogido de manera voluntaria a esta iniciativa.

CEL Working, firme defensor del uso de la tecnología en el aula

En CEL Working somos conscientes de que el mundo está en pleno proceso de transformación. Es indiscutible que la tecnología ha llegado pisando fuerte para quedarse. Por eso consideramos que la escuela no puede vivir ajena a esta realidad y debe potenciar que los alumnos hagan uso y conozcan las múltiples funcionalidades de los smartphones. Por ello, desde 2016 celebramos en la escuela Virolai la Jornada Inspiring Education, orientada a reflexionar e innovar en la educación con la ayuda de la tecnología.

Aunque somos conscientes de los riesgos que comporta esta tecnología, como el ciberacoso y la ciberseguridad, sus ventajas son infinitos. Para luchar contra estos riesgos es primordial enseñar a los jóvenes a hacer un buen uso de estos dispositivos y que sepan utilizarlo como una herramienta de trabajo que les ofrece muchas posibilidades. La escuela debe dar respuesta a los grandes retos sociales y tecnológicos que se nos presentan. Por ello es importante formar a los niños y crear profesionales de futuro capaces de asumir estos retos y aportar soluciones.

Add Comment